jueves, 17 de noviembre de 2016

Puerto Plata está hasta el “tope”.

Por Antonio Heredia y Marcelo Peralta

Puerto Plata, R.D.- La ciudad norteña y turística de Puerto Plata está hasta el “tope” debido a las lluvias seguidas de inundaciones.

Las lluvias han causado daños millonarios a infraestructuras viales, viviendas y a la producción agrícola.

Esa anormalidad obliga a suspender las clases por las condiciones climatológicas.
Desde el pasado martes, el temporal de aguaceros originado por la incidencia de dos vaguadas ha causado la crecida en el cauce de todos los ríos desbordadas toda la provincia.

Las autoridades gubernamentales y organismos de socorro han revelado que mas de mil 600 viviendas han resultado afectadas por las inundaciones urbanas.

Mientras que otras 7 fueron destruidas por las riadas de afluentes, mientras que dos puentes colapsaron dejando varias comunidades aisladas en los municipios de Altamira y Guananico.

El río Bajabonico arrastró el destacamento de la Policía en Imbert.

Y el Río Obispo experimentó una nueva creciente que provocó pánico en los sectores La Yagüita, Villa España y La Pangola.

Decenas de viviendas fueron anegadas y sus ajuares se dañaron.

Por las condiciones climáticas la Directora Regional de Educación aquí, Sabina Rodríguez, informó que las clases en los centros educativos públicos y privados fueron suspendidas hasta nuevo aviso.



No hay comentarios:

Publicar un comentario