domingo, 30 de julio de 2017

De anestesiólogo a comunicador social.


Sanchez William.


Por Marcelo Peralta

Santiago Rodríguez, R.D.- El anestesiólogo es un miembro de la rama médica cuasi invisible para los pacientes en los procedimientos quirúrgicos.

Su trabajo inicia con la evaluación pre-anestésica y son el brazo derecho de los cirujanos a quienes  acompañan en el peri-operatorio antes y después de la cirugía.

Fabio Antonio Sánchez William, un veterano en esa rama es persona que permaneció en varios hospitales por muchos años haciendo esa función.

El anestesiólogo tiene la encomiable responsabilidad de mantener la homeostasis en el organismo del paciente. 

Es esencial del equipo de galenos,  quienes cuidan y mantienen el funcionamiento del corazón, pulmones, riñones, hígado  y sistema nervioso central del paciente sometido a intervenciones quirúrgicas.

La delicada y competida función del anestesiólogo es el de prevenir y tratar el dolor que origine la lesión quirúrgica a las personas intervenidas en el quirófano.

Para muchas personas en la sociedad, cuasi no valora el rol del anestesiólogo como lo hace personal de la Medicina.
Los médicos, anestesiólogos y cirujanos tienen misiones diferentes, aunque trabajan en equipo en beneficio de la salud del  paciente.

Fabio Antonio Sánchez William, durante su activismo laboró en el Hospital Regional Universitario y Docente José María Cabral y Báez junto al cardiólogo sabanetero, Doctor Antonio Echavarría -Toñito-, entre otros.

Sánchez William sobresale por sus aportes a la calidad del desempeño profesional de su prestigiosa labor, activa participación en procesos quirúrgicos realizados a personalidades con apellidos de abolengo, evidente liderazgo en la sociedad y distinguido por su contribución a la Anestesiología Dominicana, hecho que, en lo personal constituye un alto reconocimiento.

El eminente profesional desbordó en sus años mozos al ser considerado entre los mejores de su rama en el ámbito dominicano, dotado de experiencia, dedicación en el fortalecimiento y funcionamiento de la Anestesiología y Reanimación.

Para el equipo de profesionales de la Medicina, resulta fascinante participar en una operación de corazón abierto y contribuir a arrancarle a la muerte una vida con expectativa superior, reanimarlo en el postoperatorio, verlo después feliz junto a su familia y de poder contar el “vía crucis” atravesado en este tedioso, pero positivo proceso.

Ese es y sería el mayor pago que habitualmente recibe en la larga vida de médico anestesiólogo.

Hoy día, incursiona en la comunicación social conduciendo programas de radio en estaciones en el Municipio San Ignacio de Sabaneta, Provincia Santiago Rodríguez en donde se ha radicado, reafirmando su tenacidad, fogosidad, perseverancia, vigencia y notoriedad.



No hay comentarios:

Publicar un comentario