lunes, 10 de agosto de 2015

Se incrementa flujo de haitianos en Santiago y ni Migración ni militares lo impiden.

Por Marcelo Peralta
Santiago, R.D.- Miles de haitianos que supuesto se fueron a su territorio, han regresado, y no solo eso, que traen consigo a otros familiares y allegados, a pesar de todo, las autoridades militares ni si quiera los miran, aunque si generan asombro los nuevos invasores entre la colectividad.
 
Los nuevos ocupantes de la tierra de Juan Pablo Duarte vienen en avalanchas con respaldo de sectores de poder económico, político, militar, empresarial, de las ONGs, financiadas por la Organización de Estados Americanos-OEA-, Naciones Unidas-0NU-, los gobiernos de Estados Unidos, Canadá, Francia, Unión Económica Europea-UE- y otros estamentos con el objetivo marcado de unificar a Haití y República Dominicana.
 
Cada día es mayúsculo el flujo de haitianos y haitianas que incursionan calles, barrios y sectores de Santiago, quienes se delatan por lo harapiento de sus vestimentas, el poco dominio del idioma español, el reflujo ambiental, desconocimiento de las áreas donde circulan, tienen que usar guías para desplazarse y el poco control de sus hábitos.
 
En la zona Sur de Santiago, circulan por las calles decenas de haitianos de todas edades quienes alquilan apartamentos, casas y se alojan en pensiones, viviendo hasta 20 hombres y mujeres en un solo de esos inmueble.
 
Además, es elevadísimo el número de pedigüeños de nacionalidad haitiana de todas las edades en las calles de Santiago y zonas adyacentes.

Otro factor determinante es la cantidad de supuestos militares de origen haitiano entrenándose en Santiago, especialmente en los gimnasios.

Hecho que también crea asombro es que hasta cuatro y cinco centros, de supuestos religiosos haitianos, simulando ser predicadores, pero que en definitiva, se sospecha son agentes militares encubiertos e informantes y los mensajes los transmiten a sus conciudadanos en vudú.


En casas alquiladas donde vivía una sola persona, sin embargo, ahora cohabitan una mayor cantidad de sus connacionales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario